El otro fútbol

Ese es el nombre del documental de Federico Peretti, que durante tres años y medio se dedicó a recorrer el país visitando clubes para tratar de retratar esos rincones donde aun se disfruta de jugar a la pelota. “Nos quedamos con el fútbol, con la gente, con las historias que merecen ser contadas y que hacen grande a este deporte”, cuenta el director de este documental que cuenta con el apoyo del INCAA pero todavía no tiene fecha de estreno.

Pura continuidad de principios. “El Otro Fútbol” es producto de tres años y medio de trabajo. Más de 50 mil kilómetros recorridos de La Quiaca a Tierra del Fuego, 140 clubes visitados, 300 horas de filmación -con una réflex digital Canon EOS 7D- y otras tantas de edición que sirvieron para compactar a este catálogo del ascenso argentino en 94 minutos de cinta. “Habíamos dejado mucho afuera y no queríamos que se perdiera. Por eso, cuando se lance el DVD será con un ‘lado B’ de 80 minutos”, explica Federico Peretti, fotógrafo y editor publicitario, y resume la pasión transferida a este documental.

Artesanal. “El equipo fuimos Fernando Prieto y yo, nada más. Hay casos en los que, mientras él entrevistaba, yo filmaba con una mano, tenía el micrófono con la otra y metía una pregunta de vez en cuando. Lo mismo con la edición, la hicimos nosotros íntegramente. Además, hice un compilado de fotos que edité con plata mía. ‘Está buenísimo pero no se lo voy a poder vender a nadie’ me decían de las editoriales”, relata el director del documental que está en las gateras, a punto de estrenarse.

“Todos los días voy al INCAA para que me den fecha. El tema es que les gustó tanto que quieren estrenarlo en todas las salas del país -son más de 30- y eso lleva su tiempo. Pero yo no aguanto más. En junio lo presentamos sí o sí, aunque sea en la salita más chica de Buenos Aires”, explica ansioso Peretti que, para no crear confusiones ni alimentar a los confabuladores, aclaramos que no es nada de Diego, el actor.

“No es un documental de la barra, no es El Aguante. No filmamos ni un minuto a la cancha, sólo nos quedamos con el fútbol, con la gente, con las historias que merecen ser contadas y que hacen grande a este deporte”, cierra el director del documental y todo lo que queda, por lo pronto, es deleitarse con los minutitos de trailer. Eso basta para conocer su particular estética y aguantar.