Violadores en casa

Todos nos hacemos los boludos y nadie quiere decirlo. “Yo me cago en la Barrick Gold”, decía el gobernador Gioja y el Gobierno Nacional firmaba mirando para otro lado. Mientras, una de las mineras más grandes del mundo es acusada de abuso sexual y de asesinatos en Papúa Guinea, en África y en Perú.

A esos de la minería responsable. Sí, la minería es responsable de asesinatos, violaciones sexuales sistematizadas, represiones policiales y vergonzosos arreglos judiciales. Minería responsable. Desde que en 2001 Barrick Sudamérica, la unidad de negocios de Barrick Gold Corp. en la región, está instalada en Argentina, conocemos las capacidades contaminantes de las técnicas mineras de la compañía en el suelo y el agua. El trabajo de hoy será sumar a la innegable cuestión ambiental, los abusos sociales y de derechos humanos cometidos por la multinacional. Barrick Gold, a quién tratamos como un honorable invitado de visita perdurable en nuestra propia casa, en otros puntos del planeta detenta un comportamiento villano.

 

“Reconocemos que es esencial proteger nuestra licencia social para operar”[1].

La mina Porgera de Papúa Nueva Guinea -país insular al norte de Australia- ha producido más de 16 millones de onzas de oro desde su inauguración en 1990. Además de ataques violentos de mineros ilegales, cientos de personas tratan de ganarse la vida rastreando los residuos de roca dispersados alrededor de la mina, en busca de diminutos restos de oro de forma en absoluto violenta. Una minúscula porción del material podría significar el medio de manutención propia. Aún así, se arriesgan a ser detenidos en caso de que los guardias de seguridad de la compañía los descubran. De eso se trata, Barrick emplea una fuerza de seguridad privada de unos 450 guardias en Porgera. Human Rights Watch investigó seis denuncias de incidentes de violaciones grupales por guardias de seguridad. En todos los casos, las mujeres fueron violadas después de haber sido capturadas por el personal de seguridad de la empresa cuando intentaban la búsqueda de restos auríferos.

Las violaciones sexuales, por lo menos las denunciadas, fueron cometidas durante el lapso 2009-2011. Como eludir las responsabilidades y vinculaciones le fue imposible, el último 30 de enero Barrick Gold inició el programa de reparación para las víctimas de violaciones por parte de empleados de su empresa. Aún expresando su culpabilidad, la mejor compañía de oro del mundo reclama que para recibir el paquete de supuestas soluciones –como si se tratara de algo con posible solución-, cada mujer debe llegar a un acuerdo por el que se compromete a no seguir o participar en cualquier acción legal ni judicial en contra de Barrick ni sus socios dentro o fuera del país.  Las víctimas de abusos sexuales están ahora presas de presiones por disuadirlas de posibles juicios futuros, a cambio de apoyo psicológico y médico, para que la minera logre una inmunidad judicial.

“Barrick colabora con los pueblos indígenas que habitan las áreas cercanas a sus operaciones y proyectos de exploración”[2].

En la noche sanjuanina del último 1 de mayo se reunieron altos directivos de la minera, entre ellos el vicepresidente Kelvin Duchnisky, con el gobernador José Luis Gioja, Cristina Fernández, Julio De Vido, Débora Giorgi y el secretario de Minería de la Nación, Jorge Mayoral[3]. Justo el día en que se cumplían ocho meses de los asesinatos de Paulo Sarya -26 años- y de Rodgers Mwita -18- en Tanzania, en las balas de la Policía regional en servicio de la Barrick.

En la costa este de África Central, en la mina de oro Mara Norte, agentes de la Policía regional que funcionan como guardias en la mina dispararon a matar contra un grupo de unos 800 residentes de las aldeas circundantes que invadieron el lugar en busca de obtener algunos minerales que le permitan la vida. Más bien, terminó en muerte. Los asesinatos ocurrieron pocas semanas después de que el viceministro de Energía y Minerales, Stephen Masele, viajó a las aldeas cercanas a la mina, y advirtió que el gobierno de Tanzania no iba a tolerar ser testigo de que sus ciudadanos sean asesinados innecesariamente en la mina. El 2012 totalizó cinco asesinatos con la misma razón.

 

“Adoptamos nuestros compromisos con la seguridad, el medio ambiente y nuestras comunidades y los mantenemos como valores personales y profesionales”[4].

La víctima fue identificada como Demetrio Poma Rosales -54 años-. En la tarde del 19 de septiembre de 2012, cuando manifestantes exigían que los poblados cercanos a la mina Pierina a 4100 m.s.n.m. en la provincia peruana de Huaraz fueran dotados de agua. Los manifestantes bloqueaban la carretera que conducía a la mina de oro. “Es por un duelo, ha habido un comunero fallecido y no queremos estar operando cuando lo que ha ocurrido es terrible”, declaró Gonzalo Quijandría, portavoz de Barrick en el Perú. Los comuneros rechazan la planta de tratamiento de agua, ya que consideran que está contaminada. Con estos muchachos de “la minería moderna que exige el siglo XXI”[5] es prácticamente imposible no nombrar las cuestiones ambientales. Obligan.

Unos días después, el 28 de septiembre en la mina de oro de Pueblo Viejo de República Dominicana, unas 25 personas fueron heridas por el fuego de las escopetas en el pueblo de La Cabirma por los disparos de la Policía y cuando los manifestantes exigían que Barrick contratara a más trabajadores locales. Dicen “trabajar con las comunidades aledañas asegura el buen manejo del impacto social y genera valor”[6], eso dicen. Eso dicen.

 

“¿Sabés qué?, yo me cago en la Barrick o en cualquiera, sólo pienso en los sanjuaninos”[7].

Las palabras del gobernador Gioja que ya aprobó la hiperpretensiosa explotación binacional con Chile Pascua-Lama, pero como el proyecto está suspendido por la Justicia trasandina, la Barrick apunta sus deseos hacía una nueva mina: Penélope.

La Corte de Apelaciones de Copiapó ordenó el 10 de abril de 2013 paralizar Pascua Lama por infracciones medioambientales por un recurso judicial presentado por las comunidades indígenas diaguitas en busca de preservar glaciares y de visualizar la contaminación de los recursos hídricos que implica el proyecto.

Pero del lado argentino, el muchacho de la Barrick, Dushnisky confirmó que las tareas de construcción de la planta en Lama avanzan dentro de los plazos originalmente determinados, sin inconvenientes, transmitiendo tranquilidad a las empresas contratistas, proveedores y trabajadores vinculados al proyecto[8].

Los mismos de siempre

Sí, la Barrick Gold es la multinacional minera dedicada a la extracción de oro a cielo abierto más grande del mundo, con sede en la ciudad canadiense de Toronto. ¿Pero los accionistas? No son simplemente empresarios canadienses mineros. El 52% de las acciones del proyecto Pascua Lima pertenecen a seis fondos de inversión estadounidenses y al gigante banco inglés Barclays. Casualmente tres de esos fondos (RockhopperExploratión, DesirePetroleumPlc, FalklandOil and Gas, y Borders &SouthernPetroleum[9]) comparten su tiempo invirtiendo en los proyectos de exploración de petróleo en Malvinas.

Suficiente.

Imagen: NosDigital

 ________________________

[1]http://barricksudamerica.com/vision-y-valores/barrick/2012-05-31/160212.html
[2]http://barricksudamerica.com/
[3]http://sanjuan.gov.ar/
[4]http://barricksudamerica.com/
[5]http://www.barrickperu.com/rse.html
[6]http://barrickpuebloviejo.com/quienes-somos/
[7]http://www.losandes.com.ar/notas/2010/9/16/gioja-c…-barrick-cualquiera-515259.asp
[8]http://www.telam.com.ar/notas/201305/16079-la-empresa-barrick-garantiza-la-continuidad-del-trabajo-en-san-juan.html
[9]www.olca.cl
[1]http://barricksudamerica.com/vision-y-valores/barrick/2012-05-31/160212.html
[2]http://barricksudamerica.com/
[3]http://sanjuan.gov.ar/
[4]http://barricksudamerica.com/
[5]http://www.barrickperu.com/rse.html
[6]http://barrickpuebloviejo.com/quienes-somos/
[7]http://www.losandes.com.ar/notas/2010/9/16/gioja-c…-barrick-cualquiera-515259.asp
[8]http://www.telam.com.ar/notas/201305/16079-la-empresa-barrick-garantiza-la-continuidad-del-trabajo-en-san-juan.html
[9]www.olca.cl