Facebook o Muerte, Venceremos

En la red social más utilizada del país, aparecen grupos con orígenes tan absurdos como interesantes. Desde Me da paja absolutamente todo hasta Viva Palestina Libre. Desde Fotos de Biología hasta Yo odio a Ricardo Fort. La radiografía de una militancia feisbukera o algo así.

Imagen: NosDigital

Hay, en Argentina, 20 millones de usuarios de Facebook. Algunos están todo el día conectados, otros sólo espían las fotos de las ex novias y novios, para unos es una usina de citas y para otros, un lugar donde discutir ideologías. Los hay quienes usan el chat, quienes comentan en muros de desconocidos y aquellos a los que todo “les gusta”. Una de cada dos personas lo tienen, y muchos de los que no, entran con los de sus amigos. Entonces, ¿Por qué no pensarlo? ¿Por qué analizarlo como si fuese algo marginal, cuando, cada vez más, es una parte importante de nuestras vidas? Nosotros recogimos ese guante, y nos hicimos una pregunta, de tantísimas que nos podíamos hacer: ¿Qué hay detrás de esos perfiles que no son un nombre y un apellido?

¿Perfiles sin nombre ni apellido? ¿Se entiende o no te sentís etiquetado? Abrí el Facebook entonces, ahora, y fíjate las fotos que están compartiendo tus amigos. Seguramente, te encontrarás con: “Yo odio a Ricardo Fort”, “El espíritu de los cínicos”, “Me da paja absolutamente todo”, “Abya Yala Internacional”, “YPF Nacional y popular”, “No hay mejor remedio que la risa”, “Educación como práctica de la libertad”, “México despierta”, “Soy re Anti-K”, “La voz de la madre tierra”, “Fotos de biología”, “Alzá tu voz ya”, “El amor por encima de todo”, “Conciencia revolucionaria” y demás “perfiles” que suben fotos, generalmente elaboradas por ellos, con imágenes y textos relativos a lo que son. Ejemplo: el perfil “Fotos de biología” subió una serie de imágenes en donde se va la transformación de capullo a mariposa, y “Educación como práctica de la libertad”, subió otra de Paulo Freire, con una cita suya escrita sobre fondo negro. La pregunta que nos hicimos fue: ¿Quiénes son? ¿Son personas? ¿Agrupaciones? ¿Militantes de red social?…¡¿Máquinas?!

Les escribimos, entonces. Como podríamos haberle dejado un inbox a cualquier persona, les dejamos también a ellos (¿Ella, él, eso?). Les planteamos las mismas preguntas que nos hicimos en el párrafo anterior. Y, la verdad, nos contestaron pocos. Pero nos contestaron. Y pudimos sacar nuestras conclusiones, o, mejor, enterarnos qué hay detrás de esta nueva moda que la mitad del país conoce y que todos fetichizan. Como si detrás de lo que sube “No a la minería en Yacanto”, o “Las cosas como son” no existiese alguien, o álguienes, que se preocupan, justamente, en diseñar lo que suben. ¿Entonces?

Entonces, nos dijo “Viva Palestina Libre”, que postea muchísimas veces por día artículos, imágenes, textos y links referidos a la causa palestina, que sólo lo hace por amor a “la causa más noble del mundo”, y que también vende remeras, al costo, para seguir difundiendo esa lucha. Y de otros perfiles que postean sobre causas “políticas” (todo es político, huelga decirlo) nos dijeron lo mismo. Lamentablemente, no pudimos llegar al misterio de los que suben 1000 chistes por día, u otras tantas frases de amor, ésos no nos contestaron. No sabemos qué los mueve, y tal vez nos respondan cuando esta nota se publique, y haya que actualizarla.

De todos, sin embargo, a quienes les escribimos, la mejor respuesta, más detallada y que nos aclaró bastante sobre cómo funcionan todos estos perfiles, fue la de “El que depositó Macris, recibirá Duhaldes; después a llorar al llorerío”. Decía lo que nos mandaron a nuestras preguntas: “ En la página somos dos administradores, ninguno de los dos militamos políticamente. No recibimos (para desilusión de muchos que creen que sí) ningún plan, ni subsidio, ni pago por hacer esto, simplemente nos mueve, en muchos casos, la indignación que nos produce la tan mala gestión del Jefe de Gobierno de la Ciudad, de nuestra Ciudad. Tratamos de mantenernos informados visitando otras páginas, leyendo diarios, viendo informativos. También recibimos mucha información de parte de gente que sigue la página. Las fotos a veces las levantamos de otros sitios de internet, o las vamos armando con los pobres conocimientos que tenemos en programas de edición. Le dedicamos el poco tiempo que tenemos, ya que los dos somos laburantes. Y un buen dato es que, en nuestro caso, las dos personas que administramos, no nos conocemos personalmente. Sí tenemos una relación vía Facebook o correo, pero todavía no tuvimos la oportunidad de juntarnos”.

Y agregaba también muchas cosas más. Como: “La política pasó a tener un lugar muy destacado en la sociedad y eso nos parece maravilloso; que la gente se interese y comparta, y se indigne o se alegre, que sea solidaria o tome partido en un problema, la verdad que nos hace sentirnos responsables de nuestro humilde sitio”. O. “Cuando empezamos con la página, más o menos hace unos 10 meses, lo hicimos como una manera de sacarnos la bronca por el triunfo de Macri en las elecciones y no teníamos claro cómo queríamos continuar. Y con el tiempo se empezó a sumar gente y gente”.

A partir de esta respuesta grande y aclaratoria que obtuvimos, otras menores, y otros que ni nos contestaron (todavía pensamos que son máquinas, posta), se nos abrió un interrogante. Varios. Nos preguntábamos: ¿Está mal “militar” por Facebook? Está mal visto, pero, al cabo, tiene un potencial alcance de 20 millones de personas, y eso si sólo se cuenta los usuarios de Argentina. Entonces, de nuevo, ¿Está mal? ¿Se le puede llamar “militar”? La importancia que tiene exponer ideas en esta red social es mucha, y no da como para desperdiciarla, ¿No?¿Y la “militancia” es también para subir chistes? En fin… eran sólo pensamientos, preguntas, lo primero que se nos vino a la cabeza, dudas informes e iniciáticas, un nuevo signo que se abre, bocetos de ideas, nada más que eso. ¿Llegaste hasta acá? Dale click si te gusta.

Proponemos que en los comentarios de la nota agregues todos los grupos que veas que aparecen en Facebook para poder hacer un inventario más y más amplio…