El Sur contra el silencio

A metros del obelisco nos encontramos con integrantes de El Suburbio. Próximos a su show en Greens, recuerdan sus inicios y el momento de quiebre en que afrontaron que la cosa se había puesto seria. Tras un demo y un disco, y con el mismo entusiasmo de siempre, pisan fuerte en la escena del rock y se animan a romper fronteras…Con la música a todas partes.

Mientras nos sirven la cerveza más cara del mundo para muchos de nosotros en una esquina muy paqueta de la city, pensamos ¿Por qué no compramos algo en el chino y nos sentamos en la plaza? Pero no podemos irnos muy rápido, sorpresivamente las sillas están encadenadas a la mesa, nos resignamos y pedimos otra.

Chocamos los vasos con Sami, guitarra y voz de la banda, Julito, bajo, Chelo, armónica y Mati, asistente. Pero el equipo se completa con Pablito en guitarra y coros, Toli, teclados y coros, Franco, batería, Pollo en percusión y un montón de personas que quieren a la banda y colaboran continuamente. “Lo bueno es que somos todos amigos, lo que hace un grupo de trabajo que tira para el mismo lado. Esto es re importante, porque sentís que hay buena onda” agregan los chicos.

El S.U.B.U.R.B.I.O que se define como “El Sur Uniendo Barrios Usando Rock Bajo Inspiraciones Ocultas”, arrancó en el año 2004 como un grupo de amigos que quería tocar; pero con el transcurso de los años, tras cambios de formación, la banda se fue consolidando y desde el 2009, la formación se mantiene intacta.

La carta de presentación llegó en el año 2006 con el Demo “Somos de una Misma Raza” que incluye las primeras diez canciones que conocimos de la banda. El público iba creciendo y la banda se afianzaba. Para el 2010, la sonoridad y el compromiso con el proyecto era otro, lo que dio lugar al primer disco “Aquelarres de Entretardes”. Si bien para la banda los nombres de discos y letras están abiertos a libres interpretación, aclaran: “Aquelarre es una juntada, para nosotros es la sala donde nos juntamos a ensayar, esas tardes que somos nosotros ensayando, eso es nuestro aquelarre”.

A partir del disco, la banda se paró diferente. “Tiene mucho que ver la edad y cómo afrontar las cosas también, quizás cuando éramos mas pendejos lo hacíamos por hobbie hasta que sin darnos cuenta vimos que lo que hacíamos nos gustaba, le gustaba a nuestros grupos de amigos y en las fechas se fue sumando gente. Es re loco cuando ya viene gente que va más allá de amistades. Cuando te empieza a saludar gente que no conoces, ahí cambia todo”

En el momento de definirse, los chicos no dudan en afirmar que hacen rock, pero defienden también que no tienen prejuicios para la música. “Mientras la música este bien ejecutada, no hay cartel que tenga que llevar, es una de las cosas que más nos identifica”. La amplitud musical que los caracteriza permite que a la hora de hacer un disco las distintas influencias y gustos personales se noten en las canciones bajo la premisa de disfrutar lo que hacen y poder transmitir un mensaje.

El disfrute se nota a la hora de subirse al escenario y el sábado 19 de Mayo promete una gran noche en Greens,  Av Lope de Vega 2542. El Suburbio vuelve a capital con todo después de haberse hecho fuerte en el sur de Buenos Aires. “Hay que copar primero el lugar que es de uno” aclaran.

Mientras empiezan a preparar el próximo disco, esperan una gran fecha en Greens y sueñan con que cada vez más gente entienda lo que es el Suburbio para ellos. Tirando siempre para adelante, caminando firme, el sur llega a Capital y promete fiesta.