La pelota en 140 caracteres

El mundo del fútbol y el del Twitter están cada vez más cruzados. La moda de comentar partidos en vivo a través de la red social crece fecha tras fecha. El ex árbitro Horacio Elizondo, el periodista Fernando Pacini y el ex futbolista Jorge Bermúdez nos explican cómo es esto de tratar de explicar los destinos de la pelota en la red del pajarito.

Hay dos equipos enfrentándose, con un árbitro que imparte justicia. Hay un partido de nuestro fútbol argentino. Hay, también, hinchas de los mencionados equipos, quienes alientan, comentan y critican a los jugadores y, como se hizo costumbre, al árbitro de turno. Se suman las opiniones de los periodistas. En fin, están todas las voces -y más- que se escuchan en una platea o en una popular. Desde ese lugar toma la palabra el ex árbitro Horacio Elizondo, con un desafío para nada sencillo: explicar los por qué de las decisiones de los árbitros y para responder las preguntas de todos los hinchas. No busca capacitar desde el medio de la tribuna; lo hace a través de internet.

“Twitter es como estar en una gran tribuna con todos los hinchas del fútbol argentino que te reclaman y cuestionan al mismo tiempo”, comenta Elizondo, quien informa a más de trece mil seguidores por esa vía. “Esta es una nueva experiencia como formador. Es muy distinto formar árbitros que formar hinchas”, advierte el último árbitro ovacionado por un estadio argentino, tras su gran tarea en el Mundial de 2006. Continúa: “el desafío está en transmitir apreciaciones y estadísticas en 140 caracteres, e independientemente del acierto o no del árbitro, los internautas formulan y reformulan afirmaciones y cuestionamientos con todos los matices verbales. El desafío está en interactuar por igual, con los colores de cada hincha digital”.

-¿Cómo nació tu relación con las redes sociales?

-Comencé hace algunos años con el Facebook para contactarme con amigos. Después se fueron enganchando muchas personas de distintos lugares del mundo que yo no conocía y me preguntaban por las reglas de juego y me pedían opiniones sobre partidos que se jugaban en tiempo real. Luego entré al Twitter porque me llamó la atención el minuto a minuto, la noticia del momento, cosas interesantes dentro del análisis del arbitraje, para poder compartir con la gente.

En esa misma tribuna virtual, el que levanta la voz para exponer sus conceptos del fútbol es Fernando Pacini, reconocido periodista, con un reto mucho más complicado que comentar partidos por televisión, ya que en este ámbito la movida es de ida y vuelta. Ahí, en 140 caracteres tendrá que esmerarse para ofrecer alguna contraseña que permita descifrar los misterios de la pelota. Enseguida llegarán las respuestas. No hay café ni barra de por medio, pero sí discusión futbolera.

“Hay, lógico, una diferencia entre la conversación virtual y la real. Pero peor es nada. Durante el Mundial de Sudáfrica, todas las noches nos cruzábamos con Juan Pablo Varsky y Santiago Segurola porque teníamos una necesidad de comentar lo que habíamos visto. En el momento yo pensaba que era una charla prviada entre tres o cuatro personas. Después me daba cuenta de que había mucha gente interesada en lo que opinaba Santi Segurola. Es lógico porque cuando hay gente muy grosa que da su opinión, al otro le interesa. Pero también es verdad que no siempre se tiene algo interesante para decir”, cuenta Pacini.

-¿Por qué te metiste en el Twitter?

-Me dio ganas de probarlo durante el Mundial de Sudafrica, porque estaba acá y no viajé. Me parecía un buen lugar para debatir e intercambiar opiniones durante los partidos. Me consideraba un buen lector, porque a veces se encuentran cosas interesante, o se recomiendan notas, o sirve para intercambiar información con colegas del extranjero. Lo dejé de usar porque yo me sentía obligado a contestar muchas preguntas que la gente me trasladaba, y no me parecía bien contestarles a algunos sí y a otros no.

La televisión muestra uno, dos, tres partidos de fútbol de distintas ligas en simultáneo. Jorge Bermúdez estuvo durante casi veinte años dentro de ese televisor donde hoy transmiten esos partidos. Jugó un Mundial, jugó Copa Libertadores e Intercontinental. Hoy, a veces, también está dentro de la televisión, aunque ya no juegue al fútbol, sino que está presente comentando los partidos por el canal ESPN. Y cuando está como espectador, de este lado de la tele, también comenta. Es una terea para nada fácil, aunque es mucho más sencillo que jugar de defensor central en el máximo nivel. Se trata, simplemente, de contarle en 140 caracteres a unas 40 mil personas cómo ve determinado partido.

“Me metí por una solicitud de mis compañeros de canal (ESPN). Yo no lo había pensado ni siquiera, casi que ni sabía lo que era. Luego de estar en el canal lo entendí, porque es importante estar cerca de la gente, del televidente. En mi caso, ha sido una experiencia positiva. En ese medio sólo hablo de fútbol y de mis opiniones profesionales. Es un medio totalmente pluralista y eso es muy importante porque uno termina enriqueciéndose, porque cada uno de todos los que están en ese mundo del Twitter da su opinión. Y en el fútbol, como en la vida, nadie tiene la última palabra”, cuenta el Patrón, ex Boca, Newell´s y Selección Colombia.

-¿Con qué fin lo usás?

-Lo uso para que la gente entienda mi pensamiento, cómo veo el fútbol, con el fin de acercarme un poco el sentimiento del hincha. Durante mucho tiempo yo estuve del lado de adentro, y me era imposible saber qué pensaba el que me estaba mirando. Ahora, estoy desde afuera y puedo intercambiar opiniones sobre fútbol al instante. Con gente que ni siquiera conozco, pero no hace falta conocerse para discutir de fútbol. Intercambio ideas con cada uno de mis 40 mil y pico de seguidores, que son de todas partes del mundo, de todos los equipos y con gustos futbolísticos muy diferentes.

Comments are closed.